“Garo: Divine Flame”, la historia de los caballeros Makai continúa…

Todo empezó en el año 2005 cuando naciera “el proyecto Garo” donde se cuenta las historias de los Caballeros Makai contra unos seres demoníacos denominados “horrores”; estas tramas se han narrado desde entonces en series a imagen real, series de anime y ahora en películas de animación para el cine.

La primera película en llegar es “Garo -Divine Flame-” y se estrena en Japón en el mes de mayo. La película es una secuela de la primera serie anime emitida de la saga, “Honoo no Kokuin”, la trama del film cuenta lo que sucede cuatro años después de aquella.

Yuichiro Hayashi (Batman: Guardián de Gotham) y Yasuko Kobayashi, director y guionista de la serie original anime son los autores de esta película. El pasado mes de octubre del año 2015 comenzaba la emisión de una nueva serie animada de la saga.

Garo divine flame

 

“Garo -Divine Flame-“, la saga continúa…

Se anuncia el estreno en cines de Japón de la película “Garo -Divine Flame-“, secuela de la primera serie de TV que lleva por nombre “Garo the Animation, Honou no Kokuin” y cuya segunda temporada está en emisión actualmente en el país Nipón). Su estreno está preparado para la primavera de 2016.

El film, situado cronológicamente 4 años tras los sucesos de la misma, está dirigido por Yuichiro Hayashi (Batman: Guardián de Gotham/Garo the Animation, Honou no Kokuin).

Como celebración del 10º aniversario de la franquicia de “Garo” se han anunciado también dos nuevas series Live Action y un concierto en el que participarán los miembros del reparto de las obras ya citadas.

c461d9cd1ae24b1abcded1133dd45a82

GARO – Japón – 2006 – JDrama – 6 episodios

Featured image

De Octubre del 2005 a Marzo del 2006 se estuvo emitiendo el serial “Garo”, una costosa producción de 26 episodios que terminó convirtiéndose en todo un fenómeno alcanzando diferentes metas.

Perteneciente a la “escuela” Tokusatsu en la que tradicionalmente héroes de distintos orígenes suelen acabar disfrazados luchando contra todo tipo de criaturas que amenazan a los seres humanos recurriendo a los mas dispares poderes – “Tokasatsu” es en verdad algo así como “efectos especiales” – y que ha dado nombres tan reconocibles como “Ultraman”, “Kamen Riders”, “Power Rangers”, etc., fue ideada por uno de los maestros de la sci-fi japonesa como es Keita Amemiya, un “todo-terreno” responsable de films tan célebres como “Zeiram” y “Mechanical Violator Hakaider” o de los diseños de videojuegos no menos populares como los de las dos secuelas de “Onimusha” y “Genji: Dawn of the samurais”.

Con éste currículum y la experiencia en otros Tokusatsus como en la saga “Masked Rider”, no extraña que los productores de la serie pusieran en sus manos un presupuesto amplio. Resultado: venta de derechos a varios países asiáticos así como a Estados Unidos y… ESPAÑA.

El hecho fue tan sorprendente que la noticia de que una productora patria – Selecta Vision – hubiese adquirido los derechos de la misma, tuvo repercusión incluso en el país del Sol Naciente. La serie, de una calidad indudable no solo ha tenido la fortuna de ser emitida en nuestro país mediante el canal por cable especializado “Buzz” sino que su lanzamiento en DVD ha disfrutado de una edición hasta el momento inhabitual por lo excepcional ya que incluía un libreto, postales y hasta en su segunda entrega – los 26 episodios fueron lanzados en dos ediciones – un porta-llaves.

Lamentablemente el doblaje sigue siendo una asignatura pendiente ya que aunque la sincronización con los actores es aceptable, la ausencia del sonido en directo provoca que se extrañen las voces originales.
Dejando de lado el primer acercamiento serio español a un género tan arraigado por el contrario en Asia, decir que el éxito de la serie auspició dos especiales que provocaron idéntica respuesta por parte del público: A Garo aún le queda vida…

1º CAPITULO: Como nos gusta, directo al grano.

Los Horrores son una serie de monstruos que han azotado a la humanidad desde hace siglos. Son los Caballeros de la Oscuridad los que, a pesar de su lúgubre nombre, defienden a los mortales de estos monstruos. Tras años de tranquilidad estos volverán a estar activos al descubrir un marchante de arte un cuadro que posee el espíritu de una de estos seres. Una de las primeras víctimas será Kaoru una joven pintora cuyo padre “casualmente” creó un cuento en el que se hablaba de ésta real mitología de guerreros. Pronto Kouga, principal abanderado de los nobles caballeros, será puesto en alerta acudiendo al encuentro del dueño de la galería de arte. En medio de la batalla que estallará entre ambos, Kaoru será víctima de su curiosidad resultando indirectamente afectada: al eliminar al villano la joven será salpicada con la sangre del Horror. Kouga en lugar de eliminarla como manda la Orden de los Caballeros la utilizará de cebo para los futuros Horrores que al hedor de la sangre de su compañero muerto la buscarán incansablemente.

Lo primero que hay que decir es que la, por otra parte normal, corta duración del episodio – 25 minutos -provoca que no haya tiempo ni para presentaciones, centrados sus responsables en ofrecer el máximo posible de espectáculo. Y es que tampoco hace falta.

El atractivo de “Garo” no es su argumento o interpretaciones, son las llamativas peleas junto a un enorme despliegue de efectos especiales y coreografías.

Como cualquier Tokusatsu tenemos confrontaciones directas, peleas que repiten clichés, gestos y hasta puestas en escena; sin embargo en “Garo” la diferencia la marcan la calidad y cantidad de los efectos especiales.

En ésta primera entrega tenemos desde infografías que redundan en el concepto sólido-liquido-gaseoso para hacerlo servir tanto al servicio de las transformaciones del villano de la función y sus esbirros – esos cuadros – como de las proyecciones de sus poderes, hasta detalles mas técnicos como el movimiento de la cámara alrededor – 360º – de nuestro héroe. Todo un despliegue que vale la pena ver.

Las coreografías, aún siendo unos de los puntos fuertes de éste episodio y esperemos que del resto, sí que pueden ser situadas en un segundo plano debido a que es una tónica en el género. Eso sí, solo en las mejores producciones encontraremos coreografías como las que aquí veremos, dignas de cualquier producción cinematográfica épica al mas puro estilo chambara.

Por último destacar dos aspectos; uno, el desnudo inicial que elimina toda esa parafernalia infantiloide que rodea a algunas de estas producciones y dos, la extraña combinación de conceptos que da como postre la apariencia de los personajes: un poco de “Los Caballeros del Zodiaco”, un poco de “Spawn” y como no, un mucho del propio Keita Amemiya.

2º CAPITULO: Mas acción, mas efectos y mas “mejor”.

Kaoru se despierta en su casa sin saber como ha llegado allí pero sus problemas son otros ya que el casero amenaza con desahuciarla si no le paga. Al menos no todo son malas noticias ya que una amiga le promete exponer algunos de sus cuadros. Mientras, Kouga entrega el alma del último Horror eliminado aceptando una nueva misión: uno de estos monstruos se ha apoderado del cuerpo de una timadora que escudándose tras una empresa fantasma intenta quedarse con el dinero de sus inversores. Casualmente Kaoru conocerá a ésta cuando, buscando un método para ver crecer sus pocos ahorros, caiga en la trampa de la mujer. Kouga se interpondrá en el malicioso camino de ésta derrotándola.

Si en el anterior episodio decía que la serie tenía mucho de “Los caballeros del Zodiaco” éste capítulo reafirma ésta sensación debido a esos “poderes” que tiene en ésta ocasión la villana de la función. Esas cadenas que utiliza a su antojo nos recuerdan demasiado a las que poseía el recordado Andrómeda.

Por otro lado la misma tiene también mucho de H. R. Giger, recordándonos aquellos diseños del ilustrador que sirvió para por ejemplo recrear a la villana de “Species”.

Para acabar, dos detalles. Uno, volver a destacar las excelencias de unos efectos especiales de primera. Estupenda esa escena en la que un coche es utilizado como arma arrojadiza. Y dos, el erotismo que desprende la serie; en todo momento estamos “expectantes” a ver si podemos ver mas trozo de las cachas de la antagonista.

3º CAPITULO: Una misma ecuación, un nuevo desafío.

Kouga se tendrá que enfrentar a un nuevo reto: capturar y dar muerte a un Horror que no reside en un humano. Morax, que así se llama éste, adopta la forma del reloj que mentalmente desea el humano que quiere devorar y así cuando éste se lo pone en la muñeca, acaba convertido en una montaña de arena. Tras acabar con varias víctimas inocentes y lograr escapar, Kouga finalmente dará con el paradero de Morax cuando éste se lleve a su cubículo a Kaoru que, impregnada con la sangre de un Horror, se ha convertido en el perfecto anzuelo para estos. Nuestro héroe conseguirá como siempre dar buena medida del monstruoso y escurridizo Horror.

Seguimos con la misma fórmula: mínima presentación del villano de turno, confrontación y cierre. Casi no da tiempo a que intimen los personajes o que se desarrollen sus personalidades; eso da lo mismo. Lo que importa, como venimos contando, es la acción y los efectos especiales por mucho que en ésta entrega se vean diezmados.

A pesar de la perdida de espectacularidad del episodio a causa de la condición del tal Morax – solo luce en la parte final convertido en el mecanismo de un reloj gigante – el episodio nos reserva algunos detalles interesantes de reseñar.

Uno, que siguiendo la tradición de otro “Caballero Oscuro”, nuestro protagonista también vive en una mansión con un mayordomo. Eso sí, éste mucho mas moderno que el querido Alfred ya que hasta lleva un pendiente en la oreja.

Dos, las pinceladas de humor que salpimentan el desarrollo del episodio. Ver la creación del anillo que le da Kouga a la protagonista.

Y tres y mas personal, tener a Yokohama de fondo del capítulo. Que recuerdos me trae…

4º CAPITULO: A enemigos mas fuertes, nuevos poderes.

Kouga anda tras la pista de un nuevo Horror; sin embargo a pesar de percibir rastros de éste no puede dar con su paradero. La señal mas fuerte se encuentra en un hospital privado regentado por un milagroso cirujano, el Doctor Tategami. Pronto se enterará de que todos los pacientes salvados por éste luego desaparecen sin dejar rastro. Ésta pista le bastará para averiguar que tras el buen samaritano se encuentra Pazuzu, un Horror que se alimenta de la alegría y el gozo de los humanos. Pronto iniciarán una pelea en la que Pazuzu junto a sus esbirros saldrán victoriosos ya que una barrera protectora impide que Kouga se vista con la Armadura de los Caballeros. Kaoru que “casualmente” se encuentra en el centro acompañando a una amiga con la que se ha ido a vivir tras ser desahuciada de su vivienda, se convertirá en aliada de Kouga cuando éste le pida que elimine los talismanes que componen la barrera mística ya que él no los puede ni tocar. Así nuestro Caballero Oscuro llevará a cabo su misión.

Lo primero que destaca del episodio es que comenzamos a ver a un Kouga por primera vez en apuros. Gracias a ello los guionistas nos regalan nuevas peculiaridades del poder del héroe como es en ésta ocasión esa espada encendida por el poder del fuego sagrado cual Sable-láser.

Por lo demás, dos novedades que pueden convertirse si no bien en una constante en episodios sucesivos sí que en el inicio de alguna línea argumental que hasta el momento se echaba de menos.

Que por primera vez Kaoru pase de víctima a aliada o que veamos retazos del pasado del protagonista en relación a la desaparición de su padre, otrora poderoso Caballero de la Orden, son conceptos que hacen que la serie deje atrás esa impronta de “llego, pego y me voy” que habíamos visto en anteriores episodios.

Por último reseñar que lamentablemente y como nos esperábamos, el nivel y cantidad de efectos especiales se ha visto reducido drásticamente a medida que pasaban los episodios, comprimiéndose en éste caso – salvo lo de la espada flamígera contada con anterioridad – a la apariencia del villano de la función consistente en unos finos tentáculos que aparentan ser venas, culminadas por utensilios médicos tales como bisturís. Un Doctor Octupus en “Urgencias”.

Por cierto si a alguien le parece, como a mi en un principio, ridícula la armadura de Pazuzu decir que ésta está inspirada en la propia forma del Dios babilónico del mismo nombre. Por si nos faltaba algo, encima “Garo” nos aporta una pequeña dosis de cultura.

5º CAPITULO: Un casi homenaje al cine de terror japonés.

Mientras que Kouga descubre con asombro que Kaoru se ha trasladado a vivir a la mansión, en la ciudad se ha encontrado el cadáver de una joven de cuyo asesinato se sospecha de su compañero de piso. En pleno proceso para detener a éste, el policía encargado de llevar el caso, el presunto criminal y una inocente jovencita se verán atrapados en una nave industrial por parte de una Horror, Lunarken, que ha poseído el cuerpo de una mujer que resentida con los hombres, decidió suicidarse. Hasta el lugar llegará Kouga dispuesto a acabar con el malvado ser.

A pesar del homenaje que se ha querido rendir al género de terror japonés el episodio de hoy no me ha dejado muy buen sabor de boca principalmente por dos motivos.

Uno, la situación de ese presunto criminal que al final resulta ser inocente. ¿Pero no estaba amenazando a la chica, tras secuestrarla, jeringuilla en mano?.

Y dos, que si en el anterior episodio nos situaban a las barreras místicas como el principal escollo a salvar por parte de nuestro héroe, en éste se saltan una barrera sin ni siquiera tomarse la molestia por enseñárnoslo.

Luego quedaría que la apariencia de la villana de la función no es todo lo ajustada, por el colorido, a la imagen que se tiene de un personaje negativo pero eso queda ya al gusto de cada uno.

Lo mejor del episodio, esa diferenciación entre la línea argumental “Caballeros Oscuros-Horrores” y thriller policiaco.

6º CAPITULO: Para combatir el estancamiento: nuevos personajes.

A Kouga se le escapará un Horror, Utokku, cuando en medio de una refriega sea atacado por una “Hoja de la destrucción”, una daga que se supone solo poseen los Caballeros Oscuros y cuyo poder es inconmensurable; un humano herido con su hoja muere a las horas, un Caballero un poco mas tarde. Dando por perdido a su rival regresará a casa donde se recuperará de las heridas. Mientras, Utokku se ha apoderado del cuerpo de una mujer permitiéndole mediante su poder, cambiar de apariencia, rejuveneciendo y seduciendo a todo tipo de hombres; gracias a ello podrá consumirlos aumentando su poder. “Casualmente” Kaoru acabará trabajando en el local en el que merodea la mujer y pronto será el objeto de sus atenciones. Como siempre, Kouga saldrá en su ayuda pero en ésta ocasión se encontrará un aliado inesperado: Rei Suzumura, otro Caballero Oscuro. Así Kouga descubrirá al dueño de la “Hoja de la destrucción” y el porqué de su herida: tan solo se encontraba en el lugar equivocado en el momento inapropiado. Cuando finalmente Kouga destruya a Utokku, Rei confesará que su objetivo es en realidad Kaoru.

Ante el “toma y daca” en el que se había convertido la serie, nos alegra ver tanto que nos encontramos con nuevos personajes como que la estructura cambia un poco.

Respecto a lo primero, el personaje de Rei Suzumura/Zero parece tener mas matices que el propio protagonista. Sí, es de los buenos pero tiene ese lado oscuro que tanto gusta en los héroes. Además su labia y gusto por las mujeres seguro que agradará a mas de uno. Un macarra con estilo.

Sobre lo segundo; pues que está muy bien que el episodio comience con una batallita sin tener que esperar al final por corta que sea e interrumpida que se vea.

Por lo que respecta a los efectos especiales aunque se haya perdido un poco la frescura y calidad de los primeros episodios, podemos decir que retornamos a algo mas espectacular de lo que últimamente nos estaban ofreciendo. Sí, no hay por donde coger lo de las lápidas pero bueno, el movimiento de la guapa villana – otro punto a favor del episodio – sobre las mismas resulta bastante creíble.

Sobre esto, añadir que las coreografías marciales del capítulo también se encuentran un punto por encima de las últimas entregas destacando esa acrobática “montura” de Utokku sobre Kouga.

Featured image